Carolina Chávez creando.

Duerme muerte que palpitas con las aguas y las tierras, que respiras agitada porque en Palestina como en México no hay descanso para tu paso, duerme tus sobresaltos que asaltan y tu mala hora.

 

Duerme muerte, duerme que ya tienes resguardo.
Duerme muerte, que las nanas te canta una nación que bebe llanto y que amanece noche, que toda invocación y plegaria fueron sepultadas y nadie tuvo tiempo de elevar.

Duerme muerte, duerme que las negruras crecen y que las madres de los muertos, te lavan los domingos el delantal y las balas, para que te duermas. Acurrucada en sus senos lechosos que te ofrecen, esas madres ya no tienen hijos, y de sus nombres, sólo tienen el tuyo como recuerdo.

Duerme muerte que palpitas con las aguas y las tierras, que respiras agitada porque en Palestina como en México no hay descanso para tu paso, duerme tus sobresaltos que asaltan y tu mala hora.

Duérmete muerte y cose a tu almohada y a tu cinto los nombres de los que te legitimaron como política para que no termines por dejar los huesos y las flores de cementerio como juguetes a los niños que nacieron condenados a tu sombra.

[De: “La tinta que te abarca”, Coco].

20 de junio. #Primavera2016

Toluca Estado de México, a mis Contemporáneos D.R.

 

caro foto julio cesar ocaña
Foto:Julio César Ocaña, Facebook.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s